Está ud. en:

Detalle



Miércoles, 15 de Mayo de 2019

La liquidación del presupuesto 2018 del Ayuntamiento de Antequera arroja un remanente positivo de tesorería de 5,54 millones de euros y un estado envidiable de las cuentas

El saldo de tesorería actual alcanza los 8 millones de euros, por lo que ambos datos se traducen en que el Consistorio se encuentra completamente sanea¬do disponiendo de una gran liquidez para garantizar el pago a proveedores y el de las nóminas, así como para el desarrollo de los servicios públicos. El alcalde Manolo Barón se muestra satisfecho con estos resultados que de-muestran una buena salud económica municipal fruto de la gestión realizada.

El alcalde de Antequera, Manolo Barón, y el teniente de alcalde delegado de Hacienda, Juan Rosas, han informado en la mañana de este miércoles sobre los datos que se des¬prenden de la liquidación que el área de Intervención ha concluido respecto a los pre¬supuestos municipales del año 2018, tanto del Ayuntamiento como de sus ya extintos organismos autónomos. El total de la cuenta general arroja un remanente de tesorería positivo que asciende a 5,54 millones de euros: 4,15 millones de euros referentes al Ayuntamiento, 273.000 euros del OAL de Promoción y Desarrollo, 507.000 euros de la Fundación Municipal de Cultura y 619.000 euros del Patronato Deportivo Municipal.

Para poder tener una visión de qué significan estos 5,54 millones de euros de re-manente positivo, cabe recordar que el que hubo respecto al ejercicio 2011 conllevó un saldo negativo de -3,5 millones de euros, que hubo que asumirlos en los cuatro siguien-tes presupuestos municipales para poder absorberlo. El remanente positivo del año 2018 surge, en palabras del alcalde Manolo Barón, “por diseñar unos presupuestos con sentido común, siendo cautos en los ingresos y estableciendo unos gastos de partidas algo supe¬riores que, una vez que se ejecutaran, permitieran mantener el equilibrio presupuestario tal y como se ha demostrado”.

En lo que se refiere al estado de la tesorería municipal una vez liquidado el ejerci¬cio 2018, el saldo de todas las cuentas corrientes municipales en su conjunto es de casi 8 millones de euros, lo que viene a significar “que el Ayuntamiento tiene una liquidez es-pectacular, garantizando así el pago a proveedores inmediato –a no ser que se produzca alguna incidencia– y que el pago de nóminas está ultragarantizado, por lo que el Ayunta¬miento está absolutamente saneado como demuestra la buena disposición actual de las entidades financieras a facilitar determinadas operaciones financieras al comprobar que la capacidad de pago del Ayuntamiento es, ahora, total”, explica el Alcalde.

Grado de ejecución, presión fiscal y deuda financiera

Hay más datos que se desprenden de la liquidación de los presupuestos del año 2018 llevada a cabo por la Intervención del Ayuntamiento. En este sentido, caben destacar algunos como el grado de ejecución de los ingresos (96,28%), el grado de ejecución de gastos (86,44%), el grado de recaudación (82,14%) o el grado de pago (95,01%).

Por su parte, la presión fiscal por habitante fue en 2018 de 546 euros por habitante, muy alejado de los más de 600 euros que hay de media global en nuestro país. En cuanto a los gastos por habitante, fueron de 979,47 euros, mientras que los ingresos alcanzaron los 1.091,03 euros. Como último dato significativo aportado, el porcentaje de deuda financiera del Ayuntamiento en el año 2018 ha sido del 47,69% (16 millones de euros), muy alejado también del 112% que hubo en el año 2011.

Valoración del Alcalde

Tanto el alcalde de Antequera, Manolo Barón, como el teniente de alcalde delegado de Hacienda, Juan Rosas, se muestran “satisfechos” por la magnífica gestión financiera que se desprende del análisis de los datos presentados, tratándose de “una liquidación que responde a la buena salud económica y financiera, en la responsabilidad del pago y en la previsión de presupuestos”, lo que permite garantizar los servicios públicos o que el Ayuntamiento de Antequera responda con total responsabilidad a los compromisos de pago que tiene, permitiendo así durante el año hacer determinadas modificaciones pre¬supuestarias para poder acoger imprevistos o nuevas necesidades que surjan. “Hemos manejado con total dedicación y responsabilidad el dinero de todos los antequeranos”, concluía el Alcalde.

Respecto al destino del remanente obtenido, Manolo Barón ha especificado que se quedará en tesorería para poder tener más oxígeno y así evitar que haya problemas en cuanto a celeridad y disponibilidad de fondos para pagar facturas y proveedores: “No vamos a permitir tensiones de tesorería que pudieran obligar a retrasar pagos castigando así a nuestros proveedores”.
 

Recursos


M. Barón (1)

Corte de Voz

M. Barón (2)

Corte de Voz